Berriozar,Deporte,Juventud

PLATA DESDE CHINA

8 May , 2018  

Los equipos masculino y femenino de Berriozar compitieron en categoría sub 23 y consiguieron un meritorio segundo puesto en el Campeonato del Mundo de Sokatira sobre goma celebrado en Xuzhou (China)

Cerca de una veintena de deportistas de los equipos de sokatira masculino y femenino de Berriozar viajaron hasta la ciudad de Xuzhou, en China, para competir en el Mundial de Sokatira celebrado entre los días 8 y 11 de marzo en las fases de Clubs y de Naciones. En Clubs sub 23, ambos equipos se colgaron la medalla de plata al cuello y en Naciones, compitiendo con Euskal Herria, también consiguieron alcanzar la final y colgarse el mismo metal.

Pudimos hablar con tres de estos campeones, que aseguran haber vuelto más que satisfechos, motivados y con muchas ganas de participar en el próximo Mundial que se celebrará dentro de 2 años en Irlanda.

Ellos son Nahia Beroiz, Irati Agirre y Asier Pabolleta.

 

¿Cómo ha sido este viaje a China?

Irati y Nahia: El viaje de ida fue muy largo y muy duro, llegamos muy cansados todos. Desde Bilbao teníamos que volar hasta París para hacer escala y después coger otro avión hasta Pekín. Este otro vuelo se retrasó bastante, por lo que perdimos un tren bala que debíamos coger para llegar hasta la ciudad en la que competíamos, que era Xuzhou. Al no llegar a tiempo a ese tren, que en 2 horas nos hubiera llevado hasta nuestro destino, tuvimos que coger otro tren con muchísima gente en los vagones, pasajeros de pie, con las maletas encima… bastante caótico la verdad. Nos costó 7 horas, así que apenas pudimos descansar, porque a la mañana siguiente había que ir al pesaje… llegamos muy apurados.

¿Os llamó algo la atención de esa ciudad?

Irati y Nahia: Todo era enorme, y algo que nos llamó mucho la atención fue el cielo gris todos los días, pero no un color gris de nubes, sino de contaminación. Apenas vimos el sol. También los grandes viajes que realizan los chinos a diario para ir hasta sus trabajos.

Algo curioso es que los chinos y las chinas no están acostumbrados a ver a occidentales, y muchos se nos quedaban mirando y nos sacaban fotos por la calle.

El idioma ha sido un poco impedimento, porque casi nadie habla inglés.  Pero nos han tratado muy bien y gracias a nuestra guía hemos podido disfrutar el viaje.

Centrándonos en la competición, contadnos cómo fueron esos días y contra quién os enfrentábais.

Asier: En la categoría por clubs, en la que compites como equipo de Berriozar, el equipo masculino presentamos una categoría sub 23 y otra absoluta, además de la mixta (4 chicas, 4 chicos). En sub 23, que es donde llegamos a la final, participaban dos equipos de China Taipei, Mongolia, Tailandia y nosotros, Berriozar. A los que más miedo teníamos era a los de China Taipei (Taiwan), eran muy fuertes y estábamos lejos de ellos pero los demás eran alcanzables. Nos metimos en la semifinal, contra uno de los equipos de China Taipei y fueron unas tiradas muy duras pero conseguimos ganarles por faltas. En la siguiente vuelta fueron ellos los que nos ganaron así que hubo que desempatar, con tanta suerte que nos hicimos con la victoria gracias a la técnica y a base de aguantar. Ya en la final el equipo de China Taipei nos venció y se quedaron con el oro.

Y vosotras, ¿esperabais conseguir medalla?

Irati y Nahia: En clubes había 5 equipos inscritos y no sabemos por qué, pero el mismo día de la competición y después de haber entrenado, dos de ellos se echaron para atrás y se retiraron. Sólo quedábamos tres y no queríamos ser las terceras, había que darlo todo… Hicimos una doble ronda entre los tres equipos. Ganamos al equipo de China y perdimos contra el de China Taipei. Son muy fuertes, casi imparables. Entrenan muchas horas al día y estudian sobre ello, están becadas por la universidad y les pagan. Pero muy contentas por haber conseguido la plata.

En Naciones también os llevasteis la plata. ¿Cómo os sentisteis?

Asier: La fase por Naciones se disputaba los dos últimos días del campeonato. La ceremonia de apertura fue una pasada, se lo curraron muchísimo con exhibiciones de diferentes deportes, los equipos dando la vuelta al estadio con la bandera y saludando a la grada…  Había público importante, policías, médicos, diferentes autoridades del país… Se le da más importancia a esta competición. Al final la jornada se hace larga porque hay que estar desde la mañana y los premios se van entregando después de cada fase.

Nosotros competíamos por Euskal Herria y éramos seis integrantes de Berriozar y otros dos chicos del equipo Gaztedi, de Bizkaia, que ya los conocíamos de anteriores ocasiones.

El equipo chino, de nuevo, imparable, pero intentamos cambiar la táctica para conseguir algo. Llegamos a la final y aunque no pudimos ganarla, estamos muy contentos con el papel realizado y sobre todo muy motivados para participar en Irlanda dentro de 2 años.


¿Cómo fue para vosotras llegar a la Final en la fase de Naciones?

Irati y Nahia: Aquí nos llevamos mucha alegría, fue un subidón. Participábamos Euskal Herria (de las 8 tiradoras, 6 éramos del equipo de Berriozar), Malasia, Tailandia, China, China Taipei y Mongolia.

Aquí las tiradas eran más duras y se notaba ya en algunas un cambio de estrategia. Todos los equipos están muy bien preparados, pero conseguimos ganar la semifinal aunque aún no sabemos muy bien ni cómo… y otra vez contra China Taipei caímos. Pero colgarnos la medalla de plata al cuello ha sido algo muy grande.

 

A pesar de enfrentaros contra ellos en diferentes ocasiones, ¿con el resto de equipos de Euskal Herria que también viajaron a China teníais buena relación?

Irati y Nahia: Buenísima. Todos nos animábamos y nos apoyábamos mucho. Yo (Nahia) me lesioné en la primera competición, se me subió la bola y estaba con mucho dolor y también con miedo de no poder tirar en la fase de Naciones. Gracias al masaje que me dio un fisio de Bizkaia pude recuperarme y salir a tirar.

También ha habido momentos de altibajos, de estar de repente arriba en una nueve a pasar a llorar. Nosotras éramos las más jóvenes del campeonato y también eso se notaba porque nos han cuidado mucho todo el mundo. Con las chicas del equipo de Gaztedi hemos hecho una relación impresionante, nos llevamos muy buenos recuerdos.

Además Euskadi ha conseguido 16 medallas en total (nueve a nivel de clubs y siete a nivel de selecciones).

Desde aquí queremos agradecer a Oier, nuestro entrenador, todo lo que ha trabajado este año y gracias a él hemos conseguido esto.

TEXTO: PAULA GREÑO • FOTOS: IÑAKI VERGARA Y LUR GIL


Comments are closed.